A Avicii le mató la música electrónica

Era tímido y retraído, pero sabía componer música electrónica como nadie. Eso le llevó a una fama fulgurante como compositor y DJ que no supo digerir. La ansiedad por hacer perfecto su trabajo le llevó a beber mas de la cuenta, lo que le terminó provocando una dolorosa pancreatitis y mas tarde la explosión de su vesícula. Aún así, a base de analgésicos y calmantes, continuó con un ritmo desquiciado de eventos, conciertos y sesiones porque un manager le había convertido en una poderosa maquina de fabricar dinero. Pero no era feliz. Lo hacía para hacer feliz a la gente, pero el se encontraba cada vez peor. Llegó un momento que decidió despedir a su agente para poder descansar. Había llegado a la cúspide que muchos desean. Pero ya era demasiado tarde para él. Le encontraron muerto en una habitación en Omán. Se llamaba Tim Bergling, pero en el circuito profesional de la música electrónica era conocido con el sobrenombre de Avicii. Tenía 28 años.

Sé el primero en comentar